lunes, febrero 23, 2009

Luis Sexto y el Premio Nacional de Periodismo

Me preparaba para regresar a Holguín tras una breve estancia en la Feria del Libro de La Habana cuando vi a Luis Sexto en la televisión. Sus ojos estaban húmedos y, aunque no lloraba, presté atención a la pantalla que me enfrentó a un hombre casi contrariado. Luego, pude observar el resto del lugar donde se encontraba: un aula del Instituto Internacional de Periodismo llena de viejos y nuevos miembros del gremio, aplaudiendo. El artefacto por el cual descubrí a quien fuera mi profesor se encontraba sin volumen. Mi hermana preparaba la cena al oriental que regresa (yo) y mi recuerdo se activó como un termostato movido por el exceso de calor.

leer más...